18.7.09

Yo machete

En mi bufonada de hace unos días terminaba yo preguntado por la voz de Laura Chinchilla con respecto a la crisis política en Honduras, ya que su silencio me sorprendía y en el fondo me parecía sospechoso. Pues bien, ya estoy servido. Hoy, casi tres semanas después de lo acontecido en Honduras, salió un articulito suyo al respecto. Lo que no me podía imaginar yo era el cariz de su posición.

Casi la mitad del texto se le va en elogios para Oscar Arias, su padrino político, y en la otra mitad es tan evidente su intención de sacar réditos electorales de la tragedia hondureña, que sencillamente su discurso se vuelve repulsivo por lo oportunista que resulta. Hay que leer esa joyita y preguntarnos verdaderamente por la capacidad de esta candidata para liderar nuestro país con inteligencia e independencia.

3 comentarios:

julia dijo...

yo también sentí raro cuando leí eso.
Raro y feo.

Ana Beatriz dijo...

Eugenio, viste lo que publicó hoy sobre el estado confesional, :P
Qué vaina, demasiada demagogia y mucho cálculo político.

Quimera dijo...

Gracias por alertarme, no lo había visto pero luego lo leí. Completamente de acuerdo. Es casi un método en ella. Y lo peor es el tono mesiánico del último párrafo. Definitivamente cada vez me simpatiza menos LCH.